Estudio de fotografía de bebé

Para la madre, para el padre,
la fotografía de bebé es un documento de vida:
su bebé crece a la velocidad de la luz.
En esta foto aún no veías,
en esta otra ya empezabas a balbucir…
El fotógrafo detiene la luz,
le ordena que se derrame sobre el bebé
y entonces se produce la fusión del orgullo materno
con la emoción del fotógrafo.